#danza, Ballet, documental, pelicula

Los diarios de Vaslav Nijinsky

Portada de Los diarios de Vaslav Nijinsky. Se muestra con fines ilustrativos.

La primer reseña en Por los Teatros fue el ballet Nijinsky de John Neumeier. Hoy se presenta la publicación número 50 dedicada nuevamente a Vaslav Nijinsky.

En 1919 Nijinsky baila por última vez en público y es internado por esquizofrenia. Por aquella época, durante 6 semanas escribe sus diarios que posteriormente publica su esposa Romola en 1936, extremadamente modificados y censurados. Una versión íntegra se publica hasta 1999. En 2001 Paul Cox realiza la película de la que hablaré en la reseña.

La película es una lectura dramatizada de pasajes de los diarios, con la narración de Derek Jacobi. Las imágenes que se ven son paisajes, naturaleza, constantemente se ve un ave volando a contraluz, agua fluyendo. Somos testigos de algunas de las escenas que se narran. Vemos también personajes que bailó Nijinsky, deambulando por ahí. Hay algunos fragmentos de danza inspirados en El Espectro de la Rosa y Tarde de un Fauno (mejor conocido en español como Siesta de un Fauno)

La escena inicial me llamó mucho la atención. Es un cortejo fúnebre, seguramente el muerto es Nijisnky, sus personajes de ballet se acercan a ver pasar el cortejo.

Entre los textos que se leen se ve un Nijinsky atormentado, ya padecía esquizofrenia. Constantemente dice ser una persona diferente a las demás “soy bailarín”. La frase “soy bailarín” la repite no solo para definir lo que es, sino para aclarar por qué no es una persona común. Al principio se equipara con Dios, hacia el final dice amar a Dios y su postura es más de servidor.

Menciona amar a Dios y a la gente, a toda la gente (menos a los críticos) y le decepciona y entristece mucho que la gente no lo ame. Se siente traicionado por su esposa pues le creyó a los médicos y no a él cuando dijo que está sano. Se siente traicionado por Stravinsky por no querer cuidar a su hija mientras Vaslav estaba en una gira.

Pasa de sentimientos de grandeza a sentimientos de culpa, sobre todo por prácticas sexuales a las que atribuye su menor desempeño en la danza. Dice que su obra Jeux es una burla hacia Diaghilev.

En general la sensación que me da es de una persona en constante búsqueda de reconocimiento, atormentado por el momento en que no puede bailar, la actividad que justamente le dio el reconocimiento. Parece tener un amor sincero por el mundo y la gente de alrededor aunque también un delirio de grandeza enorme. La cuestión sexual lo incomoda mucho, está marcado por tabúes, posiblemente alimentados por posturas religiosas.

Personalmente no he leído los diarios, pero pienso que la película está basada en la versión censurada de Romola pues se dice que entre las modificaciones que hizo mostró la relación de Nijinsky y Diaghilev como algo forzado por el empresario.

Una breve ventana a los diarios que escribió mientras se hundía más y más en los problemas mentales. Durante la película se muestran fotografías de Nijinsky, lo poco que queda de él, que sepa no existen grabaciones. El personaje Petrushka es el que más se adapta a estos momentos del bailarín. Una marioneta, una especie de arlequín atormentado por la fuerza que lo maneja. En la tumba de Nijinsky está sentada una figura triste de Petrushka.

Los diarios de Vaslav Nijinsky
Dirección: Paul Cox
Narrado por: Derek Jacobi
2001, Australia
Duración aproximada: 1:30 horas

Estándar
#teatro, #video, circo, musica, oepra, Sin categoría

Einstein on the beach

En 1976 Phillip Glass y Robert Wilson estrenaron en el Festival de Avignon la ópera Einstein on the beach, la cual dura aproximadamente 5 horas sin intermedios y el público puede salir y entrar de la sala según lo necesite.

En 2019 una nueva producción de la obra se hizo en conjunto entre el Grand Théâtre de Genève y la Compagnia Finzi Pasca, con una duración de 4 horas. La ópera estuvo disponible en streaming en el sitio del teatro del 14 al 19 de abril de 2020.

En el programa de mano, que también estuvo disponible en el sitio, el compositor Phillip Glass indica que buscó “la integración de la música rítmica, armónica y cíclica en un sistema coherente” y agrega que transmite “La idea de una energía que no se puede parar”.

La música a mi gusto es disonante. El coro canta números y nombres de notas musicales. Escuchar cantar la-re-la-re-la-re por 4 horas no es lo que prefiero para un espectáculo. La música me recordó la de John Cage. Se utilizan diferentes calificativos para describirlos pero frecuentemente para ambos se usa “minimalista” y “experimental”.

Los integrantes de la Compagnia Finzi Pasca, que son quienes están en escena, tienen esporádicamente textos inconexos entre ellos. No se siente un argumento. Daniele Finzi Pazca indica que es una obra surrealista y ha plasmado sus sueños. Es una excelente descripción. Bastante surrealista, y como los sueños, no parece tener sentido una escena con la siguiente.

Visualmente hay gente moviendo libros en la oficina de Eisntein, personas jugando en la playa, sirenas flotando en el aire, bicicletas volando, un caballo entre la niebla, espejos, muchas lámparas, juegos de sombras. Por momentos los números me recuerdan a Donka, incluso un vestuario y las referencias a los zapatos de ese vestuario son muy claros de dicha obra.

Precisamente las cosas que no me gustaron son por las que Einstein on the beach es reconocida. Se menciona esta obra como una muestra de lo que cambiante que es la ópera, marca nuevos rumbos. El hecho de no tener un argumento como tal y mostrar “la historia” en la parte visual y no en la letra. Como decía, la letra cantada son números y nombres de notas musicales. Hace referencia a las matemáticas y “esa energía que no puede parar” nos remite a la física de Eisntein.

De vanguardia hace 40 años sigue siendo algo extraño para verse. No es para mí.

Einstein on the beach
Ópera de Phillip Glass y Robert Wilson
Einstein-Ensemble: Orquesta y Coro compuesto por alumnos de la Alta Escuela de Música de Genève
Dirección Musical: Titus Engel
En escena: Compagnia Finzi Pasca
Dirección Escénica: Daniele Finzi Pasca
Duración aproximada: 4:00 horas sin intermedio.

Estándar
#teatro, circo, documental, libros

Teatro de la Caricia

Portada de: Teatro de la Caricia, se muestra con fines ilustrativos.

Bajo el título Daniele Finzi Pasca Teatro de la Caricia, Facundo Ponce de León publica conversaciones que a lo largo de los años ha tenido con el clown y director escénico Daniele Finzi Pasca.

El trabajo de Daniele incluye ser co-fundador de las compañías Teatro Sunil (Ícaro) y Compagnia Finzi Pasca (La Veritá, Bianco su Bianco, Donka, Per té), co-producciones con Cirque Eloize (Rain, Nomade, Nebbia), dirección para Cirque du Soleil (Corteo, Luzia), apertura y clausura de juegos olímpicos de invierno, dirección de óperas para English National Opera (L’Amour de Loin), Teatro Mariinsky (Aída, Requiem) y Teatro San Carlos de Nápoles (Pagliacci). Su línea de trabajo siempre ha ido sobre lo que él llama Teatro de la Caricia.

El libro incluye conversaciones que nos llevan a un viaje circular, un viaje de regreso donde conocemos la filosofía de Finzi Pasca y los orígenes del teatro de la caricia.

Siendo un volumen no muy grande (136 páginas) me parece difícil resumirlo. Es un libro lleno de ideas de un importante creador escénico, cada página tiene cosas para tomar nota.

Entre lo que más me llama la atención es la forma en que indica que un clown corteja al público. En una fiesta hay varias formas de ser y cada una de ellas conquista. Así mismo hay varias formas de ser clown y cada una corteja. Si no tienes suerte consiguiendo pareja y buscas consejo de tus amigos, tal vez el consejo sirve, pero conquistaste a tu pareja usando una formula que no es tuya, ese no eres tu: o te condenas a mantener la mentira o viene el rompimiento. Así un clown: si te aconsejan ponerte un nombre en diminutivo y hacer figuras con globos, tal vez sirva, pero puede ser que ese no seas tú ni lo que quieres de ser clown.

En días anteriores publiqué la reseña de Donka, donde menciona que un artista es pescador de ideas y puede pasarse días enteros sentado en un café aparentemente sin hacer nada, en realidad está pescando la idea. Como la pesca, es cuestión de paciencia. En este libro se profundiza sobre el tema.

Habla de que todo el equipo de trabajo está en una embarcación, puede ser pequeña o grande, el barco se maneja diferente pero el propósito es el mismo. Si la producción es para un actor o para miles de artistas, la estrategia es diferente pero siempre se busca el mismo objetivo: llegar al puerto.

Menciona que hay dos tipos de actores: aquellos que sienten las cosas y las hacen sin importar hacia donde van y los que hacen preguntas, los que consultan los mapas y quieren saber para qué es todo esto. Como director Daniele debe comprender rápidamente que tipo de actor es cada uno de sus artistas para no perder el tiempo de su gente. Indica que el tiempo de otros es algo que no se puede malgastar.

Finalmente habla de su viaje de juventud como voluntario a la India. Viaje hacia adentro, de auto descubrimiento. En una India con muchos enfermos de lepra y gente viviendo en la calle, su trabajo era atender a los enfermos, muchos de ellos moribundos. De sus experiencias sale lo que será el teatro de la caricia: aprende a sentir al enfermo (o al público) él puede sentirse bien haciendo su trabajo, pero si no percibe lo que sucede con el enfermo, entonces su trabajo ya es automático. Aprende el valor de una caricia. Hacer saber al enfermo que alguien está ahí a un lado con él. Conoce a Sunil, un muchacho que muere después de 24 días de batalla cuando no esperaban que durara uno. De él toma el nombre para su primer compañía.

Su trabajo escénico se ha enfocado en buscar la conmoción, resonar en el público, ser un clown cuya finalidad principal no es hacer reír. Busca oír, sentir al público. Para él el clown es un actor que cuenta historias, un héroe perdedor que con dignidad pierde casi siempre y al final se desvanece discretamente.

Daniele Finzi Pasca Teatro de la Caricia
Facundo Ponce de León
Ediciones CFP
Primera Edición Julio 2009, Tercera edición enero 2015 (Uruguay)
Reseña sobre edición en español, también disponible en otros idiomas
136 páginas

Estándar
#danza, #video, Ballet

Marco Spada

Portada del disco de Marco Spada. Se muestra con fines ilustrativos.

Marco Spada o La Hija del Bandido es una obra estrenada originalmente como ópera en 1852 y como ballet en 1857, con música de Daniel François-Esprit Auber, libreto de Eugène Scribe y coreografía de Joseph Mazilier. Pierre Lacotte creó su propia coreografía en 1981 y una nueva versión en 2013 para el Ballet Bolshoi.

Durante varios años el Bolshoi junto con Pathé Live han transmitido ballets en salas de cine alrededor del mundo. Este video fue parte de dicha cartelera por allá del 2013-2014. Actualmente se consigue en DVD y Blu-Ray y se incluye en el ciclo de obras que el Teatro Bolshoi presentará durante un par de semanas de forma gratuita en YouTube durante la cuarentena por el COVID-19.

En el primer acto el Príncipe Frederici está comprometido con la Marquesa Sampietri, mientras que el Conde Pepinelle también está enamorado de ella. Marco Spada aprovecha los festejos en la plaza para robar a la gente. Posteriormente pos azares del destino, buscando refugio, el gobernador con su séquito llegan a la casa de Marco Spada, donde el Príncipe Frederici conoce a Ángela, la hija de Marco, y queda prendado de ella. El Conde Pepinelle alerta que ha visto bandidos entrar a la casa (la banda de Marco Spada)

Durante el segundo acto se desarrolla un elegante baile en casa del gobernador al que es invitado Marco con Ángela. Frederici se declara a Ángela pero lo rechaza y se va con su padre, quien es reconocido por una de sus víctimas. Frederici confirma que se casará con Sampietri. Pepinelle desconsolado busca a la Marquesa para pedir que se case con él y no con Frederici. Llega la banda de Marco Spada y los secuestra.

En el tercer acto, Marco obliga a un sacerdote a casar a Pepinelle y Sampietri. Llega el regimiento, se reencuentran Ángela y Frederici, se oye un disparo, Marco Spada está herido, consiente la boda de su hija con Frederici y muere.

Se trata de un ballet muy vistoso. Los pasos realizados con gran precisión, muchas veces a velocidades rápidas, lo hacen una obra difícil de bailar, que era uno de los comentarios que se hacían en las entrevistas cuando se proyectó en el cine. Saltos, giros, combinaciones impresionantes.

La escenografía es espléndida: pinturas con efectos tridimensionales que lo mismo nos llevan a un gran palacio que a una cueva.

Tuve un problema con la trama: Todo el tiempo entendí que Ángela era pretendida tanto por el Príncipe Frederici como por Marco Spada y que había elegido a Marco después de rechazar a Frederici. Incluso en la guarida del tercer acto entendí en la pantomima: “¿por qué lloras?” “Porque allá dijiste que me amabas y acá no nos hemos casado” “Juro que nos casaremos” Posteriormente al investigar más para la reseña encontré que en realidad eran padre e hija, por lo que la conversación ha de haber sido: “¿por qué lloras?” “Porque a quien amo está allá, yo acá y no nos casaremos” “Juro que se casarán”.

La obra me parece muy buena y no es tan conocida. El cuerpo de baile con movimientos muy precisos. Todas las variaciones tienen aspectos interesantes, resaltan las variaciones de Marco Spada que David Hallberg realiza con gran fluidez. La interpretación de Evgenia Obraztsova me gustó mucho con su cálida sonrisa. El baile del segundo acto aporta poco a la historia pero es particularmente bonito.

El Teatro Bolshoi ofrecerá este martes 7 Boris Godunov y el viernes 10 Cascanueces. Para verlos y más información consultar en YouTube Bolshoi Theatre

Marco Spada
Música: Daniel-François-Esprit Auber
Libreto Original: Eugène Scribe
Coreografía: Pierre Lacotte
Marco Spada: David Hallberg
Ángela: Evgenia Obraztsova
Marquesa Sampietri: Olga Smirnova
Príncipe Frederici: Semion Chudin
Conde Pepinelle: Igor Tsvirko
Producción: Teatro Bolshoi, Bel Aor Media, Mezzo, Pathé Live
Video: 2014. Duración aproximada 2:05 horas

Estándar